Zona de temperatura

Spæcial te presenta todos aquellos productos que puedes encontrar en la zona de temperatura de un centro wellness.

La Sauna, técnica milenaria que ha llegado a nuestros días de manera prácticamente intacta, es ideal para la renovación de la epidermis, gracias a la mayor oxigenación y la eliminación de toxinas de los tejidos, además de ayudar a combatir enfermedades de tipo respiratorio ( bronquitis, sinusitis, etc..) debido al aumento de la capacidad de intercambio de oxígeno y ventilación general.

Los baños de vapor, con unos beneficios muy similares a la sauna, llevan a cabo la sudoración a través de la aplicación de calor húmedo en una cabina saturada de vapor.

Un baño de vapor ayuda al cuerpo humano, con mas de dos millones de glándulas sudoríparas, a liberar más toxinas de lo que haría en circunstancias normales. Las altas temperaturas de los baños de vapor, también ayudan a activar los mecanismos de defensa del sistema inmunológico.

La Terma romana, se encuentra a medio camino entre la sauna y los baños de vapor, con la particularidad que en la terma romana, al eliminar el vapor, se incide en la eliminación de impurezas a través del sudor.

Su uso puede ser prácticamente diario y apenas tiene contraindicaciones.

Los beneficios de su uso, al igual que en los baños de vapor, se centran en la relajación, oxigenación, estimulación de la circulación y mayor hidratación de la piel.

.